Nuestra gente se siente feliz de pertenecer a MAIER ...

Nuestra gente se siente feliz de pertenecer a MAIER ...

... porque creamos compromiso.

Gracias a nuestro legado cooperativo, destaca nuestra manera de hacer negocio y de liderar.

Para nosotros, es importante que nuestra gente se sienta feliz de pertenecer a MAIER.

 

... porque pensamos en el cliente.

No nos preocupa dónde está nuestro cliente. Allá donde esté, estaremos con él. Nos sentimos orgullosos de las estrechas relaciones que mantenemos con nuestros clientes, que nos permiten actuar y reaccionar de acuerdo a sus necesidades.

... porque invertimos en nuestra gente.

Nuestro futuro se basa en nuestras personas.

Sabemos que solo podemos satisfacer las necesidades de nuestros clientes si invertimos constantemente en las aptitudes de nuestra gente. En MAIER, el mundo está a tus pies y tu trayectoria profesional la guias tú, ya sea en España, EE.UU., Alemania, México o República Checa, por nombrar solo algunos países.

... porque no somos perfectos.

En MAIER, lo sabemos.

Por tanto, los errores no se penalizan sino que se analizan y trabajamos con los diferentes departamentos para aumentar constantemente nuestro rendimiento con el fin de crecer y mejorar juntos.

... porque crecemos de manera sostenible.

La nuestra es una historia de crecimiento sostenible.

Para nosotros, es importante adaptarnos a las condiciones de cada país en el que estamos presentes, entender a su gente y valorar su entorno cultural para que la colaboración sea un éxito.

... porque apoyamos al entorno.

En MAIER, destinamos parte de nuestros beneficios anuales al Fondo Social de MAIER.

Los empleados participan en la elección de los proyectos que serán financiados. Así, contribuimos al bienestar sostenible del entorno.

Nuestros valores son nuestra base.

Confianza
Apertura al cambio
Eficiencia
Cooperación
Orientación al cliente